¿Por qué al duelo del Señor de los Mártires le llaman “raûdijûni” lamentación?

Submitted by admin on Sun, 08/13/2017 - 10:55

Respuesta:

El término “raûdijûni” (lamentación) fue tomado de una costumbre común entre los predicadores y los oradores de los púlpitos al leer el libro de “Raûdat Al-Shuhadâ’” (Lamentaciones para los Mártires). Este libro de Mulâ Husaîn Kâshifî Sabsziwârî (f.1504 d.C.) que es una de las primeras obras escritas en persa, menciona y recuerda las tragedias y los sucesos de Karbala, durante mucho tiempo fue leído en las reuniones de luto. Por ello esas reuniones de lamentación se volvieron famosas como “raûdijûni”, y hasta hoy día este término se utiliza.

 

¿Cómo pueden resolverse las suras de prosternación obligatoria en lugares imposibles?

Submitted by admin on Sat, 08/12/2017 - 10:27

Respuesta:

Según el dictamen (fatwâ) de todos los marâÿah taqlîd es obligatorio para la persona la prosternación después de recitar o escuchar las aleyas que tienen prosternación obligatoria. El Imâm Jomeînî al respecto dijo: “En cada una de las cuatro suras “An-Naŷm [53:62], Al-‘Alaq [96:19], As-Saŷda [32:15], Fuşşilat [41:37]” se encuentra una aleya que su prosternación es obligatoria, que si la persona la recita o escucha, al terminar la aleya deberá inmediatamente prosternarse, y si lo olvida en el momento que lo recuerde debe realizarlo.(1)

Algunos de los reconocidos marâÿah taqlîd dijeron: Inclusive si no queriendo escuchar una aleya que su prosternación sea obligatoria, por precaución obligatoria deberá prosternarse.(2)

Es necesario mencionar que en las prosternaciones obligatorias del Corán no puede prosternarse sobre alimentos ni sobre prendas de vestir, pero no es necesario respetar las demás condiciones válidas en la prosternación de la oración.(3)

Por ejemplo no es necesario que se encuentre dirigido hacia la qiblah, esté purificado o tenga ablución. Así tampoco es necesario recitar alguna súplica especial, inclusive si no recita nada y coloca su frente sobre el piso en muestra de prosternación es suficiente.(4)

Por lo tanto si no puede realizar esa prosternación, deberá resolver el problema de otra manera. Como por ejemplo pedir a los recitadores que en ese tipo de reuniones no reciten suras que su prosternación sea obligatoria, o que ese tipo de reuniones las realicen en lugares donde los participantes tengan lugar suficiente para la prosternación en el momento de escuchar la recitación de aleyas con prosternación obligatoria.


1 –Taudîh ul-Masâ’il (Al-Mahshâ li Imâm Al-Jomeînî), t.1, p.592, asunto 1093.

2 – Ídem, grandes Aîatul.lah Shubeîrî Zanÿânî y Makârim Shîrâzî.

3 – Taudîh ul-Masâ’il (Al-Mahshâ li Imâm Al-Jomeînî), t.1, p.595, asunto 1097.

4 –Ídem, asunto 1099.

¿Debería alejarme de los homosexuales? ¿Está prohibida la amistad con ellos? ¿Tenemos derecho a juzgarlos?

Submitted by admin on Thu, 08/10/2017 - 12:41
Respuesta:
Algunas personas nacen con su sexo indefinido. En ese caso, el Islam dice que la persona tiene que definir su sexualidad y si es necesario por medio de una operación.
A veces, el factor indefinido es de orden piscológico, no fisiológico, en cuyo caso el Islam educa para definir el sexo de acuerdo a las características físicas ya definidas.
La homosexualidad, es por lo general un tema de orden cultural, psicológico, no innato. El Islam educa para la complementaridad de los sexos, no solo físicamente, sino también psíquicamente y espiritualmente.
El juicio de las personas, el juicio del alma de las personas pertenece a Dios, nosotros podemos juzgar conductas de acuerdo a los valores que Dios nos enseñó a traves de los mejores hombres que son los profetas y las revelaciones que estos trajeron y el intelecto. La guía está contendida en el  Sagrado Corán y la tradición profética.
Que una persona homosexual sea eventualmente de mejor conducta que una persona heterosexual no es un criterio para decir que la homosexualidad es buena o mala. Hay ladrones que son mejores que algunos policías y eso no hace bueno al robo.
Dios es el Creador de los seres humanos y de todo cuanto existe. Dios los creo conplementarios y eso es evidente fisiológicamente, no se puede discutir, la naturaleza habla por sí misma. Además tenemos la guía profética. Como dije, no solo fisicamente, sino psíquicamente y espirtualmente los sexos son complementarios y hallan su perfección en la pareja. 
Uno de los tantos problemas que padecen los homosexuales es que Dios no bendijo ese tipo de unión, no da frutos, no da descendencia, la prohibió, no posee la bendición de la procreación. Alguien podrá decir que se pueden adquirir los hijos por  adopción, o compra como hacen algunas parejas que van a paises pobres o zonas pobres y compran hijos. Pero, desgraciadamente, no se piensa en los derechos de esos hijos a tener a sus madres reales, insustituibles. Tampoco se piensa en sacar de la pobreza a esa gente en lugar de arrancarles el fruto de su amor. Los hijos tienen derechos a tener a su madre y padre. Quitarles ese derecho divino y natural, es ejercer una mutilación sobre el mismo. Dicha mutilación o amputación no se reemplaza con los cuidados afectivos que una pareja homosexual le pueda brindar. Las conductas homosexuales son patológicas y en su raiz se encuentran distintos tipos de desvíos, culturales, sociales, psicológicos, uso de alcohol, drogas, educación con trastornos. La homosexualidad en muchos casos está acompañada de otras conductas desviadas. Es un signo de degradación que hoy se extienda como lo hace, no un signo de perfeccionamiento, propia de un mundo en descomposición como el que estamos atravesando en nuestros tiempos. El Islam es cura para todos los desvíos. No decimos de perseguir o castigar a los homosexuales en una sociedad tan corrompida como la Occidental, porque las vías que llevan a este tipo de degradaciones están abiertas y la gente es víctima de un sistema que hace mucho perdió el rumbo y ha provocado cosas terribles como el racismo, el clasismo, el colonialismo, la concentración de riqueza y la pobreza extrema, muchas guerras, armas de destrucción masiva, depravaciones sexuales, drogadicción, alcoholismo, destrucción del medio ambiente, dictaduras, imperialismos. La sociedad necesita ser reformada desde los cimientos y los medicos son los profetas con su sabiduría, benevolencia, justicial, misericordia, habilidad, arte de conducción. La era esta sedienta de estos ejemplos. La revolución islámica es una puerta al mundo profetico y en él se haya la cura para estas desviaciones que no conducen a la felicidad porque corrompen el orden natural que es la creación de Dios.
La mayoría de los seres humanos no son homosexuales y la continuidad de la especie está garantizada por esta conducta heterosexual. Los homosexuales siempre vivirán de prestado de los heterosexuales y jamás podrá ser al reves.
Que Dios lo bendiga

Sheij Abdul Karim Paz