Respuesta:

Como sabemos Fátima es un nombre árabe y es el nombre de la hija del Profeta Muhammad (BP), también apodada la Señora de las Mujeres del Universo. Sin embargo sobre el tema no hay una opinión unánime. Hay un libro del profesor Moisés Espirito Santo que se titula "Os mouros fatimidas e as aparicoes de Fátima", publicado por el Instituto de Sociología e Etnología das Religiones, de la Universidade Nova de Lisboa, publicado el año 1995. En sus 394 páginas revela, a través de la aportación de numerosos datos y referencias, como las aparicio­nes de 1917 fueron una repetición de otras sucedidas a partir de la fundación de la urbe por los musulmanes andalusíes.

Según su pormenorizado estudio en la ciudad de Fátima, Portu­gal, no se produjo un milagro católico sino musulmán. Lo que se les apareció a los tres pastores en 1917 no fue como se dice, la Virgen María, sino la mismísima Fátima, la hija del profeta Muhammad (BP). Pero Dios sabe más quién fue en realidad.

Es necesario dejar bien en claro que la importancia de Fátima, la hija del Profeta (P), y de Mariam, la madre de Jesús (P), no está en juego con esta cuestión de las apariciones, de modo que atribuya­mos más o menos importancia a una de ellas según sea quién se haya aparecido en la ciudad portuguesa. Desde este punto de vista es irrelevante el fenómeno de la aparición a esas pastoras, por su­puesto su importancia radica en otros aspectos.

Sheij Abdulkarim Paz

 




Respuesta:

Los sabios y eruditos de las escuelas islámicas, aceptan el venerar el recuerdo de los indulgentes de Al.lah, recordando y festejando el aniversario de su nacimiento; no obstante, para justificar cualquier duda analizaremos los siguientes puntos, dejando a su criterio las causas de su legitimidad:

1. Realizar una ceremonia, como muestra de cariño.

El Sagrado Corán invita a los musulmanes a demostrar afecto y devoción por el Profeta (BP) y su Ahlul Baît:

 قُلْ لا أَسْئَلُكُمْ عَلَيْهِ أَجْراً إِلاَّ الْمَوَدَّةَ فِي الْقُرْبى

"... (¡Oh, Mensajero de Dios!) Di: –Yo no os pido retribución a cambio, fuera de que améis a mis parientes...". (Ash–Shûra 42:23)

Sin duda que efectuar una ceremonia para enaltecer a los virtuosos de Al.lah, es una forma de demostrar amor hacia ellos; actitud que es recomendada por el Sagrado Corán.

2. Realizar una ceremonia como homenaje al Mensajero de Dios.

El Sagrado Corán, además de invitar a los musulmanes para que ayuden al Mensajero de Dios (BP), propone honrar y enaltecer su jerarquía como medio de la ventura y felicidad.

 فَالَّذِينَ آمَنُوا بِهِ وَ عَزَّرُوهُ وَ نَصَرُوهُ وَ اتَّبَعُوا النُّورَ الَّذِي أُنْزِلَ مَعَهُ أُولئِكَ هُمُ الْمُفْلِحُونَ

"Los que crean en él, lo enaltezcan y auxilien, los que sigan la Luz que le fue enviada a él, esos prosperarán...". (Al A’râf 7:157)

De esta aleya se concibe claramente que desde la perspectiva del Islam venerar al Mensajero Divino, es un acto conveniente y adecuado; y llevar a cabo una ceremonia para mantener vivo su recuerdo y glorificar su elevada posición, es un acto aprobado por Dios. Esta aleya describe cuatro cualidades de aquellos que prosperan:

a)            La fe: "...Alladhina Âmanu bihi...","...los que crean en él...".

b)            Seguir su luz: "...ûattaba'un–nural–ladhi unzila ma'ah...", "...los que sigan la Luz que le fue enviada a él...".

c)             Su auxilio: "...ûa nasarûhu...","...y auxilien...".

d)            Honrar y glorificar su rango: "...ûa 'azzarûhu...","...lo enaltezcan...".

Por consiguiente, respetar y venerar al Profeta (BP) así como tenerle fe, auxiliarle y obedecerle es un mandato necesario.

3. Realizar una ceremonia para seguir y obedecer las órdenes de Al.lah

Dios Todopoderoso en su Sagrado Libro glorifica al Mensajero del Islam, donde dice:

 وَ رَفَعْنا لَكَ ذِكْرَكَ

"Y hemos alzado tu reputación en el mundo". (Ash Sharh 94:4)

En la luminosidad de esta aleya se deja ver que el Todopoderoso desea, al mencionar entre sus líneas la superioridad del Profeta (BP), expandir en el mundo la grandeza y honor de éste. Nosotros, de acuerdo con lo que manifiesta nuestro Sagrado Corán, al llevar a cabo este tipo de ceremonias estamos honrando el eminente rango del hombre que fue toda perfección y, al mismo tiempo, demostramos que estamos actuando según lo dispuesto por Él.

Es evidente que el propósito de los musulmanes al realizar estas ceremonias es mantener vivo el recuerdo del Profeta (BP).

4. El descenso de la revelación, no es menos importante qu el de "La Mesa Servida".

El Sagrado Corán relata del Profeta Jesús (P) lo siguiente:

 قالَ عِيسَى ابْنُ مَرْيَمَ اللَّهُمَّ رَبَّنا أَنْزِلْ عَلَيْنا مائِدَةً مِنَ السَّماءِ تَكُونُ لَنا عِيداً لأَِوَّلِنا وَ آخِرِنا وَ آيَةً مِنْكَ وَ ارْزُقْنا وَ أَنْتَ خَيْرُ الرَّازِقِينَ

"Dijo Jesús, hijo de María: –¡Al.lah, Señor nuestro! Haz que nos baje del cielo una mesa servida, que sea un festín para el primer y último de nosotros y un prodigio tuyo. ¡Provéenos del sustento necesario, Tú, que eres el mejor de los Proveedores!" (Al Mâ’idah 5:114)

En esta aleya Jesús (P) pide a Dios Bondadoso que les haga descender los víveres celestiales y poder festejar ese día del descenso.

Ahora preguntamos: cuando un mensajero de Dios el día que le hacen descender víveres celestiales –para satisfacer un deseo corporal– lo festeja; entonces los musulmanes del mundo cuando quieren conmemorar el día de la revelación o el día del nacimiento de su Gran Profeta (BP) –que es el salvador de los hombres y el que da vida a las sociedades humanas– llevan a cabo una ceremonia para recordarlo, ¡¿cómo puede acusarse a este acto deasociar alguien a Diosode ser una innovación!?

5. El camino de los musulmanes.

Los seguidores de la religión islámica, desde hace muchos años atrás, realizaban este tipo de ceremonias para mantener vivo el recuerdo del Mensajero del Islam. Husaîn Ibn Muhammad Diâr Bakrî, en su obra Târîj ul–Jamîsexpone:

« و لا يزال أهل الإسلام يحتفلون بشهر مولده عليه السّلام و يعلمون الولائم و يتصدّقون في لياليه بأنواع الصّدقات و يظهرون السّرور و يزيدون في المبرّات و يعتنون بقرائة مولده الكريم و يطهر عليهم من بركاته كلّ فضلٍ عميمٍ.»

"Los musulmanes del mundo, cuando se acerca el mes que nació el Profeta (BP) lo celebran dando banquetes y en las noches (de ese mes) dan sadiqah–limosna– y demuestran su alegría, visten sus mejores ropas y leen los sucesos ocurridos en el mundo el año que nació este singular, y se hace evidente para todos su benevolencia y bendiciones".[1]

Analizando el punto de vista del Sagrado Corán y el camino seguido por los musulmanes, se demuestra lo conveniente que es realizar estas ceremonias para preservar los recuerdos de los purificados de Dios y, por lo tanto, refuta las palabras de aquellos que lo consideran una innovación; pero la innovación de un hecho, ya sea privado o general, debe estar fuera de las recomendaciones del Sagrado Corán y la sunnah del Profeta Muhammad (BP), mientras que el juicio general de esta cuestión es extraído sencillamente de las aleyas coránicas, tradiciones y costumbres practicadas por los primeros musulmanes.

Así mismo el festejar estos días se hace únicamente para demostrar respeto y glorificar a los benévolos de Dios, sosteniendo la creencia de que ellos son servidores y necesitados del Todopoderoso.

Esta actitud aquí analizada coincide perfectamente con el verdadero monoteísmo y adoración a un solo Dios, y evidencia que las palabras de aquellos que consideran politeísmo a tales ceremonias no gozan de ningún fundamento.

 

[1].Târîj ul-Jamîs, Husaîn Ibn Muhammad Ibn Hasan Diâr Bakri,impr. en Beirut, t. I, p.223.




Respuesta:

Sí, están prohibido los embriagantes en general. El alcohol es causa de muchas desgracias en la sociedad y lo mismo ocurre con las drogas.

Las sociedades islámicas han superado un enorme flagelo social cerrando las puertas a los embriagantes. Me sorprende ver que en nuestras sociedades cuando hay elecciones se prohíbe la venta de alcohol durante las 24 horas previas. El mensaje parece ser que la población debe estar lúcida porque tendrá que llevar a cabo una elección vital para el destino de la sociedad. Existe entonces un reco­nocimiento de que el alcohol desempeña un papel muy negativo en el sano juicio de una sociedad. Parecería ser que el hombre estuviera al servicio de un sistema y no el sistema al servicio del hombre. Para el Islam el hombre decide su destino los 365 días del año y su salud e integridad es necesaria en todo momento, no solamente cuando hay elecciones.

Si te preguntan acerca del vino y del maysir (un juego de azar por dinero), di: "ambos encierran pecados graves y ventajas para los hombres, pero el pecado es mayor que su utilidad" (Corán 2: 219).

Una vez hablé con el presidente de alcohólicos anónimos en mi país, Argentina, y luego de mostrarme algunas estadísticas de los males sociales que traía aparejado en la sociedad el consumo de alcohol, me miró y me dijo: "El alcohol es un instrumento de Satanás". Me impresionó su frase porque es la misma frase que encontramos en un versículo coránico: "¡Creyentes! El embriagante, el maysir (juego de azar por dinero)... no son sino abominación y obra del demonio. ¡Evitadlo, pues! Quizás así prosperéis. El demonio quiere sólo crear hosti­lidad y odio entre vosotros valiéndose del embriagante (alcohol, por ejem­plo) y el maysir, e impediros que recordéis a Dios y hagáis la oración. ¿Os abstendréis pues? (Corán 5:90,91).

Sheij Abdulkarim Paz